Biografía de Mary Leakey

Arqueóloga inglesa (Londres, 6 de febrero de 1913 – Nairobi, Kenia, 9 de diciembre de 1996). Su nombre completo de nacimiento era Mary Douglas Nicol. Más tarde, al contraer matrimonio, adoptó el apellido de su marido y pasó a llamarse Mary Douglas Leakey, por el que fue más conocida.

Mary Douglas Leakey fue una arqueóloga y paleoantropóloga británica que hizo varios hallazgos fósiles de gran importancia en la comprensión de la evolución humana. Sus primeros hallazgos fueron interpretados y publicados por su esposo, el antropólogo Louis Seymour Bazett Leakey.

Cuando era niña, Mary exhibió un talento natural para el dibujo y estaba interesada en la arqueología. Después de someterse a una escolarización esporádica, participó en las excavaciones de un sitio del período neolítico en Hembury, Devon, Inglaterra, momento en el que se había convertido en una experta en hacer dibujos de herramientas de piedra con calidad de reproducción. Conoció a Louis Leakey en 1933 y se casaron en 1936. Poco después partieron para una expedición a África Oriental, un área que se convirtió en la ubicación central de su trabajo.

Trabajando junto a Louis durante los siguientes 30 años, Mary supervisó la excavación de varios sitios prehistóricos en Kenia. Su habilidad en el minucioso trabajo de excavación superó la de su marido, cuya brillantez residía en interpretar y dar a conocer los fósiles que descubrieron.

En 1948, en la isla Rusinga en el lago Victoria, descubrió el cráneo de Proconsul africanus, un ancestro de los simios y de los primeros humanos que vivió hace unos 25 millones de años.

En 1959 en Olduvai Gorge, Tanzania, descubrió el cráneo de un homínido temprano (miembro del linaje humano) que su esposo nombró Zinjanthropus, u «hombre del este», aunque ahora se lo considera Paranthropus, un tipo de Australopithecus, o «simio del sur».

Después de la muerte de su esposo en 1972, Leakey continuó su trabajo en África. En 1978 descubrió en Laetoli, un lugar al sur de Olduvai Gorge, varios conjuntos de huellas hechas en ceniza volcánica por los primeros homínidos que vivieron hace unos 3,5 millones de años. Las huellas indicaban que sus creadores caminaban erguidos; este descubrimiento hizo retroceder el advenimiento del bipedalismo humano a una fecha anterior a la que la comunidad científica había sospechado anteriormente. Entre los libros de Mary Leakey se encuentran Olduvai Gorge: My Search for Early Man (1979) y el autobiográfico Revelando el pasado (1984).

Autor entrada: Diego Torres

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.