Biografía de Pompeu Fabra

Gramático y lexicólogo español (Barcelona, 1868 – Prades, Francia, 1948)

Estudió la carrera de ingeniero industrial y ocupó una cátedra de química en la escuela de ingenieros de Bilbao, donde residió de 1902 a 1911. Desde muy joven se sintió inclinado hacia el estudio de la lengua catalana, así como a su difusión y corrección. De esta primera época cabe señalar Ensayo de gramática del catalán moderno (1885) y Contribució a la gramática de la llengua catalana (1898), obras que redactó con un criterio diferente a las ya existentes. De 1890 a 1893, fue uno de los principales orientadores de la campaña que lanzó la revista L’Avenç para la regulación de la ortografía catalana.

En 1911, llamado por Prat de la Riba, se trasladó a Barcelona para formar parte de la Sección filológica del Instituto de Estudios Catalanes, desde la cual dirigió la redacción de las Normes ortogràfiques (Normas ortográficas, 1913), a cuya difusión e imposición contribuyó el hecho de que fuesen consideradas obligatorias para la redacción de los documentos oficiales en Cataluña. Más tarde, dichas normas sirvieron para la formación de un Diccionari ortogràfic (Diccionario ortográfico, 1917) redactado bajo su dirección.

Pompeu Fabra
Pompeu Fabra

En 1918, el Instituto de Estudios Catalanes publicó su Gramàtica catalana (Gramática catalana) considerada desde entonces como la oficial de dicha lengua. Entre 1919 y 1928 editó numerosos artículos sobre los criterios para la depuración del catalán hablado y literario, los cuales fueron recogidos en varios volúmenes con el título de Converses filolòfiques (Conversaciones filológicas).

En 1932 dirigió la preparación general del Diccionari general de la llengua catalana (Diccionario general de la lengua catalana) y fue nombrado catedrático de la lengua catalana de la Universidad de Barcelona, de la que fue expulsado en 1934, sufriendo prisión por haberse adherido, junto con otros intelectuales, a los acontecimientos del 6 de octubre en Barcelona. Durante estos años recibió muchos y reiterados homenajes.

Después de la Guerra Civil, se vio obligado a exiliarse en París, Montpellier y Prades, donde residió hasta su muerte. A pesar de su exilio, prosiguió trabajando, sobre todo, en una nueva Gramàtica catalana (Gramática catalana), que vio la luz, póstumamente, en 1956, en una edición a cargo de Joan Coromines. En 1943 se publicó en Argentina la obra Miscel·lània Fabra, que se preparó durante la Guerra Civil pero que no pudo llegar a imprimirse.

Con motivo del centenario de su nacimiento se le dedicaron dos volúmenes, denominados Any Fabra (1968), en los que se recogieron diversos trabajos y estudios.

Comments

So empty here ... leave a comment!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Sidebar