Valdo, Pierre

Heresiarca francés (Lyon, 1140 – Verona, 1217).

El movimiento valdense, cuyo iniciador fue Pierre Valdo, quiere explicarse, según una leyenda alpina, como un residuo de la primitiva Iglesia cristiana, que se había mantenido intacta en una parte de los Alpes y que Valdo habría conocido en un viaje a dicho paraje.

Pierre Valdo pasó su juventud en Lyon, donde se dedicó al comercio y formó una familia. Su conversión se produjo en 1176, impulsado por la impresión que le causó la muerte de un amigo. Abandonó así la vida familiar para dedicarse a la búsqueda de la perfección espiritual.

Empezó traduciendo a la lengua vulgar obras devotas, entre ellas la Biblia.

A partir de ese momento Valdo se dedicó a predicar su ideal de pobreza y ascetismo, y pronto tuvo un grupo de seguidores que, como él, predicaban a los pobres.

Sin embargo, cuando los llamados valdenses pidieron a Alejandro III el permiso para predicar por el mundo, les fue denegado, por apartarse demasiado de la normas y leyes católicas. Pierre Valdo fue condenado en el sínodo de Verona en 1184.

Esta condena no impidió que las ideas de Pierre Valdo se difundiesen por distintos países: Italia, España, Francia, Austria, etc. El movimiento fue avanzando de una manera más o menos encubierta, y con posturas más o menos alejadas o cercanas al catolicismo.

En 1526, por ejemplo, los valdenses se adhirieron a la Reforma, es decir, estuvieron conformes con la predestinación y la aceptación de sólo dos sacramentos: el bautismo y la eucaristía.

Comments

So empty here ... leave a comment!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Sidebar